Entretenimiento

MEGA, segundas partes pueden ser mejores

Hace un año terminé de descargar, a las 7 a.m., un material que me habían compartido en el mítico portal y servidor de archivos MegaUpload. Conforme las horas pasaban, mis correos, mi TwitLine y mi perfil de Facebook comenzaban a ser bombardeados con “gritos de auxilio” de toda clase de contactos que se quejaban de no poder acceder a dicho portal. No puse atención ya que ese mismo día mi gestor de descargas marcó la culminación de la descarga a las 7:03 a.m. sin contratiempo alguno. No sabía lo que se avecinaba.

Al día siguiente se me ocurrió verificar lo que todo mundo comentaba y la verdad fue cruda, efectivamente, MegaUpload había sido cerrado indefinidamente por el FBI, acusado por infracción de derechos de autor. Seguramente todo aquel que utilizó dicho servidor estaba más que al tanto de que tal acusación era un secreto a voces y, sobre todo, que se trataba de una gran verdad que todos pasaban de largo sin tomarla en cuenta siquiera.

No todo el material alojado en el portal infringía los derechos de autor, y eso lo puedo afirmar porque en lo personal perdí mucho material personal e irrepetible por confiar en la disponibilidad inmediata de la información almacenada en la Nube.

Mucho se ha escrito sobre este suceso y basta con <googlear> “MegaUpload” y tendrán la información por montones, así que no escribiré sobre ello. El día de hoy me enfocaré a platicarles del renacimiento del ave fénix de la nueva era, del “post-baktun 13”; hoy les hablaré de MEGA.

Kim Schmitz (apodado Kim “Dotcom”) anunció en 2012 que MegaUpload regresaría, pero no cómo lo conocíamos; regresaría con una nueva cara, con nuevas y mejores prestaciones y, sobre todo, con un nuevo propósito: plantarle cara a todos aquellos que lo hicieron caer y que a punto estuvieron de mantenerlo tras las rejas.

El nuevo portal se llama MEGA y tal como lo anunciara Kim Dotcom, el portal ha comenzado a funcionar a partir de este 19 de enero de 2013, un año después de haber quedado fuera de servicio.

La nueva dirección de los servidores del sitio es https://mega.co.nz, y físicamente se encuentran fuera de los Estados Unidos. Para seguridad de los usuarios, el alojamiento de archivos cuenta con un sistema de cifrado RSA de 2.048 bits y solo podrán acceder a la información aquellos que cuenten con la llave de acceso.

A título personal, independientemente de los derechos de autor que seguramente violaron muchos usuarios del servicio, las medidas drásticas tomadas por la justicia estadounidense (que pareciera creerse la Ley del Mundo) barrieron parejo tanto con justos como con pecadores. Por lo tanto, me alegra mucho que el servicio de MEGA esté de vuelta, como un golpe bajo a todos aquellos que nos midieron con la misma vara; por eso aquello de “No es indio el que no se venga”.

A continuación les dejo las capturas del proceso de registro y la interfaz del nuevo sistema.

01

02

03

04 05

06 08

091011

 No me resta más que invitarles a que lo utilicen, responsablemente, claro está, y que disfruten tanto como puedan los 50 GB de alojamiento gratuito, y si son muy exigentes, pueden contratar mayor espacio (500 GB, 2 TB y 4 TB).

Larga vida a MEGA.

Comments
To Top